La polución está provocando la caída de tu cabello y tienes que detenerla.

Aunque ya conocemos los efectos negativos de la contaminación del aire en la salud, sobre todo en el sistema respiratorio, no se queda allí. También se extiende al cuero cabelludo. 

Tener cabellos en tus manos después de peinarte es una sensación desesperante. En muchas ocasiones suele provocar un bajón de autoestima, porque no sólo es un tema de belleza, el cabello nos ayuda a expresarnos y mostrar parte de nuestra identidad.

3 de cada 10 mujeres sufren pérdida de cabello.

La contaminación del aire es un enemigo invisible para el cabello del que poco se habla. Aquí te contaré cómo te puede estar afectando en todos esos cabellos que estás perdiendo.

Lo qué sabemos de la polución y sus efectos en el pelo

Hay factores externos que influyen negativamente como:

  • el estrés.
  • la mala alimentación.
  • los cambios estacionales.
  • La polución.

De acuerdo con una investigación presentada en 2019 en el 28° Congreso de la Academia Europea de Dermatología y Venereología en Madrid se concluyó que, "la exposición a contaminantes atmosféricos es un factor de riesgo en la alopecía."

La polución, es uno de los tópicos más nocivos porque es responsable de provocar debilidad, sequedad, picor y pérdida de cabello más intensa de lo normal.

Por eso, si notas el pelo más fino o claro, seguido de una pérdida en el volumen y densidad capilar, es que algo está pasando en tu cabeza. No hay que menospreciar a la contaminación atmosférica como un factor de riesgo.

En Chile una encuesta realizada por el Ministerio de Medio Ambiente arrojó que  la contaminación del aire representa con un 33% el principal problema ambiental para los chilenos, seguido por la basura en (19%) y en tercer lugar la contaminación general.

La exposición a partículas contaminantes genera un tipo de alopecia denominada efluvio telogénico.

Detoxificarse, la solución para combatir la alopecia por polución.

La renovación del cabello es natural y diaria. Habitualmente el 85% del cabello está en fase de crecimiento y un 15% en fase de reposo previo a la caída.

Cuando las partículas contaminantes del aire se acumulan en el cabello ocasionan daños en su capa externa protectora, que está formada por minúsculas escamas o cutículas.

A este fenómeno se le llama “micro-irritación” que provoca una reacción en cadena de la caída del cabello debido a un estrés frecuente originado por el cansancio, el sol y la polución. La "micro-irritación", es inapreciable e indolora, aparece por debajo de la superficie del cuero cabelludo y se extiende por todo el bulbo piloso provocando que no se riegue ni se nutra la piel.

Es posible retomar un crecimiento saludable, bloqueando el factor externo de la polución.

Hábitos para detoxificar el cabello

Una higiene e hidratación capilar adecuada a tu porosidad y cuero cabelludo, es crucial. Al lavar el cabello con agua tibia se recomienda terminar un último aclarado con agua fría.

Aplicar productos capilares, con protección UV, en el día a día contra las agresiones externas del aire contaminado de la ciudad. 

La alimentación también es importante. No es ningún secreto la influencia que tiene una buena alimentación en la salud. Repercute en nuestra melena, ayudando a proteger el cabello de los efectos de un entorno contaminante.

Al final del día cepillar el cabello antes de acostarnos, ayuda a frenar los efectos de la polución y lucir un cabello saludable.

¿Cómo te ayudamos en Natural Detox?

Como marca antipolución estamos conscientes de los efectos contaminantes sobre la piel y el cabello. 

Para la higiene, un shampoo anticaída con ingredientes, como alfalfa, melioto, romero, extracto de lúpulo y el procapil que refuerzan el anclaje del folículo al cuero cabelludo, engrosando y deteniendo la enzima causante de la pérdida del cabello. 

Acompañado de un acondicionador con phytoqueratina que tiene un efecto reparador y junto al pomelo protegen contra la radiación UV y los efectos nocivos externos del día a día.

La mascarilla con proteínas vegetales de soya, trigo y maíz con phytoqueratina evita la pérdida de agua y nutrientes, dejando el pelo super suave, protegiéndote de la exposición a micropartículas generadas por la polución.

Por último, cepillar el cabello con aceite de rosa mosqueta aplicando de medios a puntas  en la noche para hidratar, regenerar y aumentar el brillo de tu pelo.

No esperes que tu cabello se quede entre tus dedos. En Natural Detox ya tenemos un Pack Rutina Anticaída Capilar con toda la protección que necesitas para enfrentar la polución.